¿Qué Es La Lascivia Según La Bíblia Reina Valera?.

La lascivia según la Biblia es un pecado grave que se define como el comportamiento sexual impropio y fuera de la moralidad. Es una desobediencia a Dios y a sus leyes, ya que transgrede los límites que El establece para regular los actos de los humanos.

La Biblia Reina Valera es muy clara al indicar que la lascivia es algo condenado por Dios. En Efesios 5:3-5 se dice lo siguiente: "Pero entre vosotros no sea así, sino que el que tiene entre vosotros alegría, que la tenga en el Señor; de la manera que también la costumbre entre vosotros sea que ninguno tenga lascivia ni habla torpemente, ni sean jocosidades indecentes, sino antes bien que sean acciones de gracias".

En este pasaje se refleja que el comportamiento sexual inapropiado (la lascivia) debe ser rechazado por creyentes como acto de obediencia a Dios. De igual forma, en Romanos 13:13-14 se afirma que aquel que se dedica a estas prácticas es un pecador: "Andad como pertenecientes a la luz, (...) absteniéndoos de las obras de las tinieblas, y aún más, de la lascivia".

En definitiva, la Biblia nos dice que la lascivia es un pecado grave que anula la relación con Dios y nos aleja de la salvación, por lo que debemos alejarnos por completo de todos los actos inmorales que puedan acarrear estas consecuencias.

Índice de Contenido
  1. ¿Qué es la LUJURIA? @Itiel Arroyo
  2. La biblia "Apocalipsis " Reina Valera 1960
  3. Preguntas Relacionadas
    1. ¿De qué manera describe la Biblia Reina Valera la lascivia?
    2. ¿Qué dice la Biblia acerca de los efectos de la lascivia?
    3. ¿Existe algún tipo de salvación para aquellos que caen en la lascivia?
    4. ¿Qué esperanza existe en la Biblia para aquellos que tratan de vencer la lascivia?
  4. Conclusión

¿Qué es la LUJURIA? @Itiel Arroyo

La biblia "Apocalipsis " Reina Valera 1960

Preguntas Relacionadas

¿De qué manera describe la Biblia Reina Valera la lascivia?

La Biblia Reina Valera usa el término lascivia para describir el comportamiento sexual impío y descarado. Se describe como un pecado en contra de Dios, ya que viola sus leyes sobre la monogamia y la pureza sexual. La lascivia ocurre cuando la gente se entrega a las pasiones sexuales sin ninguna restricción moral ni legal, no guardando ningún respeto por los códigos morales establecidos por Dios.

Las Escrituras explican lascivia como un comportamiento impúdico e inmoral. Se menciona en varios pasajes bíblicos y se hace un llamado a evitarla, como lo dice Colosenses 3:5-6: “Por lo tanto, pongan toda su atención en lo que les exige el amor, que es el vínculo perfecto; y recuerden que la paz de Cristo gobierna en sus corazones”. También en Colosenses 4: 5-6, se nos dice que “Sean siempre reverentes cuando hablen, y piensen antes de decir algo. Sean cortesos y respetuosos entre ustedes. Nunca sean lascivos en su hablar ni se comporten débilmente”.

La lascivia se describe como una actitud libertina y fantasiosa. Por ejemplo, Romanos 13:13-14 dice: “Que cada uno de ustedes se someta a los oficiales gubernamentales, porque toda autoridad viene de Dios. Y si alguno resistiere a la autoridad, resiste a la orden de Dios; y los que resisten recibirán condenación”. Esto significa que la lascivia debe ser evitada porque es contraria a la palabra de Dios.

También se debe evitar la lascivia en otros ámbitos de la vida. 1 Pedro 4:3-4 dice: “Basta ya de vivir como los gentiles, en sus fantasías carnales todo el tiempo. Pues ellos viven como si no hubiera mañana… y en sus actos sexuales impuros son gobernados por su propia deseo”. La Biblia hace referencia a la lascivia en todos los sentidos, y nos anima a ser responsables y a guardar el respeto divino en nuestras interacciones con los demás.

¿Qué dice la Biblia acerca de los efectos de la lascivia?

La lascivia es un pecado detestable que la Biblia condena fuertemente. Los cristianos somos encomendados a vivir una vida santa y evitar los malos pensamientos, deseos y actos, los cuales pueden provocar caídas a la tentación de la lascivia.

La Biblia nos advierte de los peligros de este pecado y de sus consecuencias. Algunos de los versículos más importantes son:

  • “El que anda en lascivia anda en la vanidad; corruptores ganan la maldad” (Salmo 16:4).
  • “Ahora bien, los que se entregan a la lascivia, pierden su valor espiritual de la misma manera que la carne se marchita y muere” (Romanos 8:13).
  • “¡Oh, qué necedad! ¿Cuáles son sus seguidores? Se hunden en la ruina, se pierden en la destrucción, sus sendas son perversas” (Proverbios 5:22-23).

Estos versículos nos muestran cuales son las consecuencias espirituales y físicas de caer en la lascivia. Dios nos ha dado la libertad de escoger nuestro camino de vida, pero también nos ha advertido de los peligros de elegir el camino equivocado.

De acuerdo a esto, podemos concluir que la Biblia nos enseña que la lascivia es un pecado que hay que evitar por todos los medios. No sólo por el impacto negativo sobre nuestra relación con Dios, sino también por los efectos nocivos en nuestra salud y felicidad.

Por estas y muchas otras razones, es importante que los cristianos no se entreguen a los placeres momentáneos y venganosos de la lascivia. En su lugar, debemos buscar la guía de Dios para poder vivir una vida santa y satisfactoria.

¿Existe algún tipo de salvación para aquellos que caen en la lascivia?

Según la Biblia, hay un camino de salvación para aquellos que caen en la lascivia. La Palabra de Dios declara: “Arrepiéntete y volvete a mí, y sean borrados tus pecados” (Isaías 43:25). Esto significa que, aunque hayamos caído en pecado, Dios nos ofrece la posibilidad de recibir Su perdón si reconocemos y volvemos a Él con arrepentimiento.

Puede ser difícil salir de los pecados pero Dios nos promete que su poder es suficiente para liberarnos. “Pero tú, oh Señor, eres un escudo alrededor de mí, mi gloria, Aquel que exalta mi cabeza” (Salmo 3:3). Esta versión nos asegura que si nos confiamos en Él, nos brindará la fuerza necesaria para salir de la lascivia.

La clave para encontrar la salvación es aceptar el regalo de Jesucristo. Él mismo nos dice: “Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida; nadie viene al Padre sino por Mí” (Juan 14:6). Es decir que solo a través de Jesús hay un camino hacia el Padre y hacia la salvación. Esto significa que debemos dejar de lado todos nuestros pecados, incluyendo los de lascivia, y colocar nuestra confianza en Jesús para recibir su salvación.

Finalmente, hay que recordar que perdonar no significa estar suelto de nuestras responsabilidades. Después de recibir el regalo de la salvación de Dios, debemos vivir de acuerdo con sus preceptos. Para lograrlo es importante vivir una vida de oración y dedicación al Señor, leyendo la Biblia y practicando las enseñanzas de Jesús.

¿Qué esperanza existe en la Biblia para aquellos que tratan de vencer la lascivia?

La Biblia ofrece una esperanza alentadora para aquellos que están luchando contra la lascivia. El apóstol Pablo lo explica en su carta a los Corintios: "No os engañéis; ni los inmorales, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los homosexuales, ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores tendrán herencia en el Reino de Cristo y de Dios".

Esto significa que por medio de la fe en Cristo, las personas pueden resistir el pecado y ser salvas. La Palabra de Dios nos dice que cualquier persona que endurezca su corazón para seguir sus propios deseos, o haga cosas malas, no podrá entrar al Reino de Dios.

Por lo tanto, la Biblia exhorta a aquellos que tratan de vencer la lascivia a buscar la ayuda del Espíritu Santo. El Espíritu Santo nos ayudará a vencer las tentaciones y a mantenernos separados de los deseos carnales.

Para obtener ayuda de parte de Dios, debemos orar y pedir perdón por nuestros pecados. El apóstol Juan dice: "Al que confiesa sus pecados, Dios le perdona y le purifica de toda injusticia". Esto significa que debemos humillarnos ante Dios, admitir nuestros errores y pedirle que nos ayude a resistir las tentaciones.

También debemos recordar que la obediencia a la Palabra de Dios es uno de los mejores camino a la liberación. Debemos tratar de leer la Palabra de Dios regularmente para aprender y saber cómo vivir según su voluntad.

Además, los cristianos debemos arrepentirnos y pedir perdón a Dios por cualquier pecado que hayamos cometido, y luego buscar consuelo espiritual de la Iglesia. Una iglesia es un lugar donde encontraremos apoyo, sostén, orientación y amistad. Algunas comunidades ofrecen programas específicos para ayudar a aquellos que desean vencer la lascivia.

Conclusión

Concluyendo, podemos decir que la lascivia según la Biblia Reina Valera es el pecado de desear algo deshonesto, perverso o dañino, que surge de los deseos carnales. La Biblia lo define como una inmoralidad sexual, una inclinación hacia los placeres mundanos y la idolatría. Estas acciones impías son vistas como algo reprobable por Dios y una ofensa contra Él y su designio para la humanidad.

Por lo tanto, es importante entender que la lascivia es un pecado que hay que resistir. Se nos insta a:

  • Buscar lo correcto y lo bueno, en lugar de complacernos a nosotros mismos con cosas que no agradan a Dios.
  • Vivir una vida respetuosa y casta, evitando toda tentación sexual.
  • Siguiendo el ejemplo de Jesús, dedicar nuestra vida al servicio de Dios y al bienestar de los demás.

Esperamos entonces que con esta reflexión hayamos ayudado a comprender el concepto de lascivia según la Biblia Reina Valera, para así poder llevar una vida que sea agradable a Dios.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a ¿Qué Es La Lascivia Según La Bíblia Reina Valera?. puedes visitar la categoría Estudios Bíblicos.

Avatar De Ronald Padron

Ronald Padron

Licenciado en Comunicación Social, Redactor Web y Editor de Textos.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para brindarte una experiencia personalizada, guardando tus preferencias y recordando tus visitas. Si presionas «Continuar», estarás dando tu consentimiento para usar todas las cookies. Sin embargo, si lo deseas, puedes visitar «Leer Más» para elegir qué cookies aceptar. Leer Más