Bosquejo De Filipenses 1: Enfocándonos En Lo Esencial.

Para responder a esta pregunta, es necesario entender lo que significa ser un cristiano. Un cristiano es alguien que cree en Jesucristo y en lo que él enseñó. Los cristianos creen que Jesucristo es el Hijo de Dios, que murió para perdonar los pecados de la humanidad y que resucitó de entre los muertos.

Los cristianos también tienen una responsabilidad moral de vivir de acuerdo a los principios que Jesucristo enseñó. Esto significa ser honesto, amable y compasivo con los demás. También significa hacer todo lo posible por ayudar a los necesitados y luchar contra la injusticia.

Índice de Contenido
  1. Deja de Quejarte -1 | Joyce Meyer
  2. Lecciones desde el libro de Daniel | Capítulo 1 | Pastor Juan Hernández
  3. Preguntas Relacionadas
    1. ¿Cómo podemos enfocarnos en lo esencial?
    2. ¿Por qué es importante enfocarse en lo esencial?
    3. ¿Cuáles son algunas de las cosas que nos distraen de lo esencial?
  4. Conclusión

Deja de Quejarte -1 | Joyce Meyer

Lecciones desde el libro de Daniel | Capítulo 1 | Pastor Juan Hernández

Preguntas Relacionadas

¿Cómo podemos enfocarnos en lo esencial?

Primero, debemos identificar lo que es esencial para nosotros. ¿Qué es lo que realmente importa para ti? ¿Cuáles son tus prioridades? Para algunas personas, lo esencial puede ser la familia. Para otras, puede ser el trabajo o la carrera.

Una vez que hayamos identificado lo esencial para nosotros, debemos simplificar nuestras vidas para que podamos concentrarnos en lo esencial. Esto significa eliminar las distracciones y los compromisos innecesarios. Si la familia es lo esencial para ti, asegúrate de dedicarle tiempo y energía. Si el trabajo es lo esencial para ti, asegúrate de enfocarte en tu carrera y en avanzar en tu profesión.

También es importante tener en cuenta que lo esencial puede cambiar con el tiempo. Las cosas que eran importantes para nosotros cuando éramos jóvenes pueden no serlo tanto cuando envejecemos. A medida que cambiamos y evolucionamos, es importante evaluar constantemente qué es lo esencial para nosotros y ajustar nuestras vidas en consecuencia.

¿Por qué es importante enfocarse en lo esencial?

La importancia de enfocarse en lo esencial radica en el hecho de que Dios nos llama a concentrarnos en aquellas cosas que son realmente importantes en la vida.

Esto es especialmente importante cuando estamos tratando de seguir a Jesucristo. Jesús mismo dijo: “No os afanéis por vuestra vida, qué comeréis o qué beberéis; ni por vuestro cuerpo, qué vestiréis. La vida es más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido” (Lucas 12:22-23). En otras palabras, Jesús nos está diciendo que no debemos permitir que las cosas materiales se conviertan en nuestra principal preocupación.

En su lugar, debemos enfocarnos en lo que realmente importa: nuestra relación con Dios. Esto significa hacerlo nuestra prioridad número uno, por encima de todas las demás cosas. De hecho, en Mateo 6:33 Jesús mismo nos animó a buscar primero el reino de Dios y su justicia, porque todas las demás cosas se nos darán por añadidura.

La clave para enfocarse en lo esencial es, por tanto, reconocer que Dios es lo más importante en nuestras vidas. Es nuestro Creador, nuestra Fuente de todas las cosas buenas y perfectas. Sin Él, somos nada. Con Él, tenemos todo lo que necesitamos. Así que, enfocarnos en lo esencial significa enfocarnos en Dios.

¿Cuáles son algunas de las cosas que nos distraen de lo esencial?

Las distracciones son una parte inevitable de la vida. Pero cuando se trata de nuestra relación con Dios, es importante estar atentos y no dejar que las distracciones nos alejen de lo esencial. Aquí hay algunas de las cosas que nos pueden distraer de nuestro camino hacia Dios:

1. El éxito mundano

Muchas personas se esfuerzan por alcanzar el éxito en el mundo, en lugar de enfocarse en seguir a Dios. Se preocupan por tener éxito en el trabajo, en los estudios o en otras áreas de la vida, y esto les impide concentrarse en lo que realmente importa. Dios no nos llama a buscar el éxito mundano, sino a seguirlo a Él.

2. La búsqueda de placer

Otra cosa que nos distrae de lo esencial es la búsqueda constante de placer. Buscamos satisfacer nuestros deseos y apetitos, ya sea a través del sexo, la comida, el alcohol o las drogas. Pero esto sólo nos lleva a la insatisfacción y el vacío, en lugar de acercarnos a Dios. Debemos buscar la verdadera satisfacción en Él.

3. Las relaciones mundanas

Las relaciones también pueden ser una distracción si nos enfocamos en ellas en lugar de en Dios. Podemos estar tan concentrados en nuestras relaciones con nuestra pareja, nuestros amigos o nuestra familia, que nos olvidamos de Dios. Debemos buscar primeramente su reino y su justicia, y entonces todas las demás cosas se nos darán por añadidura (Mateo 6:33).

4. El materialismo

El materialismo es otra distracción que nos aleja de lo esencial. Nos enfocamos en poseer más cosas, en vez de en seguir a Dios. Nos aferramos a nuestro dinero, nuestras posesiones y nuestros logros, en lugar de buscar la verdadera felicidad que sólo Dios puede ofrecer.

5. La televisión y el Internet

La televisión y el Internet pueden ser grandes distracciones, especialmente si estamos enganchados a ellos. Podemos pasar horas enteras viendo programas de televisión o navegando por Internet, en lugar de dedicar ese tiempo a la oración, la lectura de la Biblia o el servicio a los demás. Tenemos que aprender a usar estas herramientas de manera moderada y en beneficio de nuestra relación con Dios.

6. La maldad

La maldad también puede ser una distracción si nos dejamos llevar por ella. Nos concentramos en hacer el mal, en vez de en hacer el bien. Nos involucramos en actividades pecaminosas, como el robo, el adulterio, el odio o la violencia. Esto sólo nos aleja de Dios y nos impide concentrarnos en lo esencial.

7. La preocupación

La preocupación es otra cosa que nos distrae de lo esencial. Nos concentramos en nuestros problemas, en lugar de en Dios. Nos angustiamos por el futuro, nos enojamos por el pasado o nos preocupamos por el presente. Esto nos roba la paz y nos aleja de Dios. Debemos confiar en Él y no preocuparnos por nada.

8. El orgullo

El orgullo es otra distracción que nos aleja de lo esencial. Nos sentimos orgullosos de nuestras habilidades, nuestros logros o nuestras posesiones, en lugar de depender de Dios. Nos creemos mejores que los demás o pensamos que no necesitamos a nadie. Esto sólo nos aleja de la verdad y nos impide humillarnos ante Dios.

9. La ira

La ira también puede ser una distracción si no la controlamos. Nos enfocamos en nuestro enojo, en vez de en Dios. Nos ponemos enojados por las cosas que nos suceden o por lo que hacen los demás. Esto nos aleja de la paz y nos impide ser amables con los demás. Debemos aprender a controlar nuestra ira y a perdonar a los que nos hacen daño.

10. La venganza

La venganza es otra cosa que nos distrae de lo esencial. Buscamos tomar nuestra propia venganza, en lugar de dejar que Dios nos ayude a superar el dolor. Nos concentramos en hacer daño a los que nos han hecho daño, en vez de perdonar y olvidar. Esto sólo nos aleja de la misericordia y nos impide seguir a Jesús.

Conclusión

La carta de Pablo a los filipenses es una de las cartas más personales y familiares que él escribió. En esta carta, Pablo enfoca su atención en lo esencial de la vida cristiana: la humildad, el amor, la unidad y la perseverancia. A través de estos temas, Pablo nos da un ejemplo de cómo vivir una vida cristiana auténtica y fiel.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Bosquejo De Filipenses 1: Enfocándonos En Lo Esencial. puedes visitar la categoría Estudios Bíblicos.

Avatar De Ronald Padron

Ronald Padron

Licenciado en Comunicación Social, Redactor Web y Editor de Textos.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para brindarte una experiencia personalizada, guardando tus preferencias y recordando tus visitas. Si presionas «Continuar», estarás dando tu consentimiento para usar todas las cookies. Sin embargo, si lo deseas, puedes visitar «Leer Más» para elegir qué cookies aceptar. Leer Más